Huevos benedictinos con salmón ahumado

Introducción

Los huevos benedictinos con salmón ahumado son un plato delicioso y elegante que se ha convertido en un clásico de la cocina brunch. Este plato combina sabores y texturas para crear una experiencia culinaria inigualable. Si eres amante del salmón y de los huevos poché, no puedes dejar de probar esta deliciosa receta. En este artículo te enseñaremos cómo preparar huevos benedictinos con salmón ahumado de una manera fácil y rápida.

Ingredientes

  • 4 huevos
  • 4 muffins ingleses
  • 8 onzas de salmón ahumado
  • 1 taza de espinacas baby
  • 1 cucharada de vinagre blanco
  • 4 yemas de huevo
  • 1/2 taza de mantequilla sin sal
  • Sal y pimienta al gusto

Pasos a seguir

Paso 1: Preparar los muffins ingleses

Para preparar los muffins ingleses, primero debemos cortarlos por la mitad y tostarlos en un horno precalentado a 350 °F durante unos 5 minutos, o hasta que estén dorados.

Paso 2: Preparar el salmón ahumado

Cortamos el salmón en trozos pequeños y los colocamos en un plato.

Paso 3: Preparar las espinacas

Lavamos las espinacas y las colocamos en una sartén a fuego medio-alto con un poco de aceite hasta que se marchiten.

Paso 4: Preparar los huevos poché

Colocamos agua en una olla y añadimos una cucharada de vinagre blanco. Llevamos a ebullición y luego reducimos a fuego medio-bajo. Mientras el agua se calienta, rompemos los huevos en recipientes separados. Con la ayuda de una cuchara, remolino el agua hasta que se cree un remolino. Una vez que el agua esté remolineando, añadimos cuidadosamente los huevos. Cocinamos los huevos durante 2-3 minutos, o hasta que las claras estén cocinadas y las yemas estén suaves.

Paso 5: Preparar la salsa holandesa

Derretimos la mantequilla en una sartén a fuego medio. En otro recipiente, batimos las yemas de huevo y luego las agregamos a la mantequilla derretida. Batimos la mezcla constantemente a fuego medio-bajo hasta que se espese. Luego, retiramos la sartén del fuego y añadimos un poco de sal y pimienta al gusto.

Paso 6: Armar los huevos benedictinos

Colocamos los muffins tostados en un plato y añadimos una capa de espinacas en la parte superior de cada mitad. Agregamos el salmón ahumado encima de las espinacas. Colocamos un huevo poché encima del salmón y cubrimos todo con la salsa holandesa.

Consejos adicionales

- Si no tienes vinagre blanco, también puedes usar zumo de limón para hacer los huevos poché. - Si no te gusta el salmón ahumado, también puedes usar jamón de York o espinacas en su lugar. - Si no tienes tiempo para hacer la salsa holandesa desde cero, también puedes comprarla en la tienda.

Conclusión

Los huevos benedictinos con salmón ahumado son una deliciosa y elegante opción para tu brunch o para cualquier ocasión especial. Esta receta es fácil y rápida de preparar en casa, y seguramente impresionarás a tus invitados con el maravilloso sabor y la presentación del plato. No dudes en experimentar con diferentes ingredientes y sabores para crear tu propia versión de este clásico plato de brunch.