yema.es.

yema.es.

Omelette de huevo al estilo francés

Omelette de huevo al estilo francés

Introducción

El huevo es uno de los ingredientes más versátiles en la cocina. Puedes hacerlo de muchas formas diferentes, desde huevos revueltos hasta tortillas y omelettes. En este artículo, te enseñaré cómo hacer un omelette de huevo al estilo francés. Esta receta es fácil de seguir y el resultado final es delicioso.

Ingredientes

-3 huevos grandes -1/4 de taza de leche -1 cucharada de mantequilla -Sal y pimienta al gusto -Queso rallado (opcional)

Preparación

Paso 1: Batir los huevos con la leche

En un tazón, bate los huevos junto con la leche hasta que estén bien mezclados. Agrega una pizca de sal y pimienta al gusto y mezcla todo junto.

Paso 2: Derretir la mantequilla en una sartén

Calienta una sartén a fuego medio-alto y añade la mantequilla. Espera a que la mantequilla se derrita y se caliente.

Paso 3: Verter los huevos en la sartén

Vierte la mezcla de huevos en la sartén caliente. Utiliza una cuchara o una espátula para mover suavemente los bordes del omelette hacia el centro de la sartén. Repite este proceso varias veces hasta que el omelette esté casi listo.

Paso 4: Añadir el queso (opcional)

Si deseas añadir queso al omelette, este es el momento adecuado para hacerlo. Espolvorea el queso rallado en la parte superior del omelette y espera a que se derrita.

Paso 5: Doblado el omelette

Utiliza una espátula para doblar el omelette por la mitad. Espera a que se cocine durante unos 30 segundos más.

Paso 6: Servir el omelette

Desliza suavemente el omelette en un plato y sírvelo caliente.

Consejos adicionales

- Si prefieres un omelette más esponjoso, agrega una pizca de bicarbonato de sodio a la mezcla de huevos y leche. - Si te gusta el queso, prueba a añadir diferentes tipos de queso como el queso feta o el queso cheddar. - Puedes añadir otros ingredientes a tu omelette, como jamón, verduras o champiñones.

Conclusión

El omelette de huevo al estilo francés es una receta deliciosa y fácil de hacer. Con solo unos pocos ingredientes, puedes preparar un plato que es perfecto para cualquier hora del día. Ya sea para el desayuno, almuerzo o cena, este omelette siempre será una buena opción. Pruébalo ahora y sorprende a tus amigos y familiares con tus habilidades culinarias. ¡Buen provecho!